Fecha Actual

Mujer a punto de parir perdió su bebé tras ser enviada a su casa

El calvario de la joven que estaba embarazada de su primer hijo empezó a las 04:00 del miércoles  en el Hospital Distrital de Hernandarias.

Parientes de una joven embarazada, identificada como Romina González, denunciaron una criminal actitud por parte de una de las profesionales de blanco del Hospital Distrital de Hernandarias. Los mismos manifestaron que la mujer entró en trabajo de parto en la madrugada del miércoles, pero fue enviada a su casa una y otra vez, hasta constatarse la ausencia de latidos del bebé. Recién después de eso la internaron de urgencia para inducirla a un parto normal y retirar el feto.

Romina Báez, cuñada de la joven, comentó que la primera atención se dio a las 04 de la madrugada del miércoles, donde le anunciaron que ya entraba en trabajo de parto. Pero irónicamente le dijeron que todavía no era la hora y la mandaron de vuelta a su casa con la indicación de volver en 2 horas. La misma situación se repitió una y otra vez hasta las 14h, cuando la parturienta decidió permanecer en el hospital con su pareja. A las 18h se hizo el cambio de guardia y fue atendida por la Lic. Belén Viveros, que la volvió a “revisar” recién a las 21h, asegurando que el bebé estaba en perfecto estado y que hasta ese momento no había perdido líquido ni sangre. Los mismos no lograron identificar a la primera profesional que atendió a la mujer.

Posterior a ello, siempre según la denuncia, la mencionada funcionaria de blanco entregó una orden de ecografía a la embarazada para realizarse al día jueves a la mañana, indicando que revisaría el resultado y haría los controles necesarios antes del cambio de guardia, siendo reclamada por el esposo de la mujer ante tantas idas y venidas, recibiendo como respuesta que en un hospital público nadie decide quién tendrá parto natural o cesárea. “En la ecografía realizada esa mañana ya se constata la falta de latidos en el bebé. Volvieron al hospital donde fueron atendidas por otra licenciada, quien se mostró bastante sorprendida por lo ocurrido, atendiendo todo lo que antecedió al hecho”, explicó la cuñada. La mujer fue ingresada de urgencia y se procedió a inducirla al parto, para dilatar y “dar a luz” al bebé sin vida.

La denunciante indicó que toda la familia está consternada por el hecho, porque era una hija bastante esperada. “Fue inhumano lo que hicieron, ellos esperaron 9 meses para recibir a este bebé y por una negligencia tenga que suceder todo esto”, afirmó.

La parturienta realizó todo el prenatal en el mencionado hospital, por lo que el desenlace fue una desgraciada sorpresa.  Los denunciantes aseguraron – hasta el cierre de nuestra edición- que no recibieron una explicación oficial de las autoridades del Hospital Distrital de Hernandarias y aseguran que accionarán legalmente contra los profesionales involucrados en el caso.

Intentamos comunicarnos son éxito con la titular del Hospital Distrital, Andrea Hermosa.

Compartir:

Artículos Relacionados

Scroll to Top